X
Entrada
X
Salida
X
Aceptar

S'Estil·let, el encanto de un hotel único

Este pequeño hotel situado en el corazón de Es Migjorn Gran es luminoso y acogedor. Serán las primeras sensaciones que te provoque. Antaño un bar del pueblo reconvertido ahora en un sencillo y exclusivo lugar que recuerda en los detalles de su decoración a los antiguos zapateros, oficio del padre de la propietaria.

El nombre, S'Estil·let, es un utensilio de piedra que los “zapateros de banqueta” menorquines utilizaban para afilar las cuchillas con las que moldeaban la piel del calzado que elaboraban a mano, uno por uno, con mimo.

Y atenta a esta dedicación artesana la decoradora, Virginia Barber, ha querido dar a cada una de las cuatro habitaciones del hotel un estilo homogéneo pero especial. En cada una de ellas domina un color, suave y combinado con elegancia en las baldosas del suelo hechas exclusivamente para este establecimiento. Rosa, azul, amarillo y gris perla.

Cafeteria de s'Estil·let

Detalles singulares como las hormas de madera que usaban los zapateros cumplen ahora función de colgadores. O las vigas de madera que sostenían la parte superior del edificio y ahora, restauradas, se han convertido en mesas y estanterías.

El arquitecto, José Jordà, ha realizado una peculiar reforma integral construyendo una claraboya que da luz y calidez a cada rincón del hotel. El pequeño patio, ideal para tomar un café a la sombra del día o una copa al fresco de la noche. La cocina, abierta, por si quieres echar una ojeada y ver lo que te preparan para cenar.

Terraza Interior de s'Estil·let

Las cuatro habitaciones tienen su propio nombre. Por supuesto, dedicado a los artesanos del calzado:

  • Caramuixa: es el nombre menorquín de una planta de largo tallo y hermosas flores blancas. Forman un bonito paisaje cuando, en primavera, llenan el campo menorquín de color. Los antiguos griegos creían que entre las caramuixes vagaban las almas de los que se habían ido. Un lugar que, seguro, les transmitía intimidad y pureza. Su tallo, cuando se secaba, se utilizaba para mantener los zapatos rectos cuando ya estaban listos para la venta.
  • Sa banqueta: es un pequeño asiento sin respaldo que a los lados tiene cajones en los que los “zapateros de banqueta” guardaban las herramientas que más utilizaban. Imprescindible para el artesano que sentado en ella elaboraba un par de zapatos al día. Exclusivos, como este establecimiento, pero al alcance de todos.
  • Sabaters: son los zapateros menorquines. Siempre con esmero dando forma a la piel con la que elaboraban su producto para ajustar como un guante el zapato al pie de su propietario.
  • Llumeta: una pequeña lamparilla de aceite. Con su llama calentaban el cincel con el que adornaban la piel.

Habitación Sa Llumeta de s'Estil·let

Un auténtico homenaje a un oficio que, aunque se ha perdido, simboliza valores como la la calidad y la armonía del trabajo bien hecho. La artesanía, que está en auge en plena era tecnológica, nos produce sensación de tranquilidad, tradición, independencia y trato cercano igual que este pequeño hotel familiar y lleno de encanto que nos permite huir del bullicio durante todo el año.

Por su situación, casi en el centro de la isla, S'Estil·let se convertirá en la referencia de tus paseos por Menorca. ¿Conoces Es Migjorn Gran? Está a 20 minutos de Mahón y de Ciutadella. Todo está cerca así que solo tienes que decirnos qué calas o playas quieres visitar. ¿O quizás prefieres descubrir el Camí de Cavalls?

Más artículos sobre Menorca

5 cosas de Menorca que a tus hijos les encantarán
Leer artículo
Vive en Menorca una espectacular puesta de sol desde el faro de Cavalleria
Leer artículo
3 playas familiares de Menorca a las que volverás
Leer artículo